Cómo influirá la IA en el futuro del eCommerce

Cómo influirá la IA en el futuro del eCommerce

Con la llegada de la nueva década vamos a asistir a una revolución en el comercio electrónico que va a cambiar nuestra manera de comprar productos y de cómo llegar a ellos. La idea de mejorar la experiencia del cliente es una constante y veremos cómo cambia el concepto de acudir a un establecimiento o realizar una compra online.

Uno de los recursos que más se van a desarrollar en los próximos tiempos va a ser la Inteligencia Artificial. El creciente desarrollo de esta tecnología está causando ya un gran impacto en nuestra experiencia de compra y lo que se prevé para el futuro parece prometedor.

Todos estamos siendo testigos de que el comercio online es una gran fuente de datos que las empresas de eCommerce quieren usar para optimizar venta. Saben desde la talla de pantalón usamos hasta el tipo de cine que consumimos. Toda esta valiosa información sirve para que las tiendas de eCommerce busquen el producto que más se venda en base a lo que ya hemos comprado.

Esta tarea se vuelve cada vez más difícil ya que el comercio es cada vez más utilizado pero cada cliente quiere ser tratado de manera personal. La IA aquí es donde entra en juego. Recoge la información y te plantea posibilidades de compra, pero evolucionará a una suerte de personal shopper.

Lo que ahora quizás nos asuste un poco ya que parece que estamos siendo monitorizados todo el tiempo, en el futuro será más normalizado ya que seremos nosotros los que pidamos consejos de compra. No sólo las tiendas de eCommerce sabrán nuestra talla, conocerán la ropa que más nos favorece y la que mejor se adapta a nuestra economía.

Mejorar la experiencia y asistencia en caso de incidentes

El concepto ir de compras cambiará por completo y contaremos con un ayudante personalizado que nos atenderá en nuestras necesidades ( y creará otras nuevas, por supuesto).

Y no sólo durante el proceso de compra, la IA intervendrá también en el resto de ámbitos de atención al cliente. Antes de la compra proporcionará información. Pero su gran aplicación vendrá en el servicio postventa. Como las compras ya se pueden realizar en cualquier momento y a cualquier hora, es necesario asistencia continua.

Esto que puede ser una gran coste para las empresas, tiene solución con la IA. Asistentes virtuales estarán siempre dispuestos para ayudar a los clientes en los que necesite.

Estarás pensando que esto ya lo tenemos. Pero hablamos de un paso más allá. El gran reto para el futuro de la IA es poder responder ante la actitud emocional que la mayoría de los clientes tenemos. Se busca que desaparezca la sensación de estar hablando con una máquina.

Además, los asistentes virtuales serán algo más que meras locuciones que respondan al pulsar una tecla. Podrán realizar acciones que realmente solucionen nuestras incidencias en las compras. Podrán localizar un repartidor o gestionar un problema de cobro.

Todo esto se hará en base a que la calidad del servicio al cliente se mantenga a pesar del que el eCommerce se está volviendo cada vez más masivo. Quieren que cada cliente se sienta único en un mundo que va camino de tener millones de transacciones electrónicas.

Vamos asistir a una revolución en la manera de comprar que actualmente tenemos. La cuestión es conseguir mejorar la atención al cliente sin deshumanizar todo el proceso. En la actualidad que no nos atienda una persona se considera que puede ser hasta desprecio por el cliente. Algo que ya estamos viendo en películas de ficción está bastante más cerca de lo que crees de que ocurra en la realidad.

Sergio Delgado

Comments are closed.